Remolacha: beneficios comprobados por la ciencia

La remolacha, también conocida como betabel, es un vegetal con increíbles propiedades nutritivas por su alto contenido de vitaminas y minerales.

Incluir este alimento de manera regular dentro de tu dieta puede aportar grandes beneficios para tu salud.

A continuación te contamos cuáles son los beneficios de este vegetal comprobados científicamente.

1. Regula la presión arterial

Un estudio publicado en la revista médica estadounidense Hypertension reveló que el jugo de la remolacha contribuye a reducir la presión sanguínea en un periodo de 24 horas.

Este efecto se debe al nitrato inorgánico presente en este y otros vegetales, el cual es transformado en óxido nítrico por los jugos gástricos y tiene un efecto dilatador de los vasos sanguíneos.

2. Mejora la resistencia física

De acuerdo con una clasificación realizada por la Australian Sport Comissión, el jugo de remolacha es un suplemento aprobado y recomendado para los deportistas que deseen mejorar su rendimiento físico.

Este beneficio de la remolacha se atribuye nuevamente al óxido nítrico, el cual mejora la eficiencia mitocondrial, además de reducir la cantidad de oxígeno que necesitas para producir energía por lo que aporta mayor resistencia.

3. Reduce la inflamación

La remolacha contiene un nutriente llamado betaína, el cual es eficiente al momento de reducir el riesgo de inflamación y de proteger los órganos internos.

Un estudio adelantado desde el Harvard Medical School demostró que las personas que ingerían altas dosis de betaína presentaban una concentración menor de homocisteína, una sustancia relacionada con los procesos de inflamación

Esto hace que esta verdura sea recomendada para evitar la inflamación crónica, así como para mejorar la digestión, acelerar el metabolismo e incrementar la energía.

4. Previene algunos tipos de cáncer

Diversos estudios científicos han comprobado que la combinación antioxidante y antiinflamatoria de la remolacha hace que sea una excelente aliada para la prevención de ciertos tipos de cáncer como son el de colon, de estómago y de próstata.

“Se ha demostrado que los pigmentos de betanina de remolacha disminuyen el crecimiento de células tumorales a través de una serie de mecanismos, incluida la inhibición de enzimas proinflamatorias”, informa el portal The World’s Healthiest Foods.

5. Purifica el hígado

La remolacha, gracias a sus propiedades antioxidantes, ha sido ampliamente valorada por contribuir a la desintoxicación y purificación de la sangre y el hígado.

Un estudio publicado en la revista New England Journal of Medicine demostró que los pacientes que consumían remolacha lograban reducir los niveles de grasa en el hígado y la inflamación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *