¿Cálculos renales? Sigue estos tips de alimentación

Los cálculos renales son conocidos también como piedras en los riñones, las cuales en un principio son muy pequeñas, pero pueden crecer y ser del tamaño de un grano de maíz.

Estas piedras, que provocan serias molestias y sobre todo dolor, pueden formarse de diferentes sustancias, entre ellas ácido úrico, calcio, cistina y estruvita.

La estruvita se produce por infecciones crónicas en el tracto urinario, la cistina por un desorden genético del paciente y las más comunes que son a partir del calcio y el ácido úrico están relacionadas con la alimentación.

Descubre también: Cálculos renales: síntomas y tratamiento

Consejos nutricionales básicos

mujer tomando agua

1.Sin importar qué tipo de cálculo tengas se debe reducir el consumo de alimentos altos en sodio o sal.

2. Si los cálculos son formados a partir de altos niveles de ácido úrico conviene reducir todos los alimentos que acidifican el organismo, entre ellos:

  • Carnes rojas y en general la proteína animal
  • Fritos (pollo frito, papas fritas, nachos)
  • Alcohol
  • Azúcares libres

3. Uno de los pasos imprescindibles es aumentar el consumo de agua, entre más mejor.

4. Cuando los cálculos son de calcio, que se llaman también cálculos de oxalato de calcio, se debe controlar el consumo de alimentos como:

  • Vegetales de color verde como brócoli, espinacas, mostazas, berros y acelgas
  • Frutos y semillas secas (maní, uvas y cacao).
  • Tomate
  • Salsas procesadas como la kétchup

5. Incluye otros alimentos ricos en calcio como las leguminosas, entre ellas la soja.

6. Consume frutas como la piña, mangos, granadas, fruta del dragón, guayabas y papaya. Estas ayudarán en el proceso de purificación.

7. Si el agua que consumes es de la región donde vives, conviene saber si las tierras son calizas, sí es así, lo mejor es utilizar un filtro de agua.

Descubre también: Piña: propiedades y beneficios de esta fruta tropical

Datos a considerar

hombre dolor espalda

Si debes reducir las proteínas animales es importante sustituirlas por proteínas vegetales. Consulta AQUÍ algunas opciones,

Al reducir el consumo de sodio debes tener en cuenta que no solo se trata de la sal de mesa. El sodio está en muchos productos bajo diferentes nombres, como: bicarbonato de sodio, glutamato sódico, nitratos y nitritos, fosfato de sodio, entre otros.

Recuerda visitar el médico y seguir las instrucciones, la ayuda de un dietista será necesaria e ideal.

Descubre también: ¿Cómo afecta el exceso de sal tu salud?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *