¡Pilas! Así se disfraza el azúcar en las etiquetas nutricionales

El azúcar es una de las sustancias más consumidas alrededor del mundo y también una de las más peligrosas, pues su ingesta elevada se ha asociado a condiciones como el sobrepeso, la obesidad, la diabetes y las enfermedades bucodentales.

Sin embargo, y a diferencia de lo que muchas personas creen, el azúcar no es solo ese polvo blanco que tenemos en casa y que agregamos al café, a los jugos, a los postres y a los batidos para hacerlos más apetitosos.

En la actualidad el azúcar está presente, sin que ni siquiera lo notemos, en gran parte de los productos que compramos en los supermercados y que consumimos a diario.

Algunos de los productos con más azúcar son:

  • Jugos de caja
  • Salsa de tomate comercial
  • Yogur bajo en grasa
  • Bebidas energizantes
  • Refrescos
  • Bollería industrial
  • Mermeladas
  • Cereales de caja

Sin embargo, hay otra gran variedad de productos que también tienen azúcar añadido, aunque en la lista de ingredientes no aparezca exactamente bajo esta denominación.

Descubre también: Enfermedades y efectos nocivos del azúcar en tu salud

Otros nombres para el azúcar

Antes de elegir un producto en el supermercado, asegúrate de leer la lista de ingredientes que aparece en la parte de atrás del empaque.

Estos son algunos nombres con los que suele conocerse el azúcar:

  • Sacarosa
  • Maltosa
  • Dextrosa
  • Glucosa
  • Galactosa
  • Fructosa
  • Lactosa
  • Maltodextrina
  • Caramelo
  • Melaza
  • Jarabe de maiz
  • Sirope de agave
  • Jugo de caña
  • Sirope de arce
  • Almibar
  • Azúcar morena
  • Azúcar de coco
  • Jugo de fruta
  • Panela
  • Cristales de Florida
  • Caña de azúcar
  • Cebada de malta
  • Remolacha de azúcar

La recomendación es que evites o reduzcas al máximo el consumo de cualquier producto que tenga alguno de estos nombres en su lista de ingredientes, y sobre todo de aquellos en los que estas denominaciones figuran entre los tres primeros lugares.

Recuerda que en las etiquetas, los ingredientes se enlistan de mayor a menos de acuerdo con la cantidad que contiene el producto.

Así que si compras un refresco o jugo cuyo primer ingrediente es, por ejemplo, jarabe de maíz, puedes estar segur@ de que estás bebiendo “puro azúcar”.

Descubre también: 8 claves para romper tu adicción al azúcar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *